De boda

Se nos ha casado la rubia. Ella, la prima pequeña de la familia, una de las Rosas de mi jardín (un jardín que tiene flores de todos los colores, tamaños y olores; los Luna hemos salido diversos…). Pero el sábado fue su día y el de su apuesto mozo jerezano, y quisieron compartirlo también con nosotros.

Ellos estaban radiantes, el vestido de la novia era espectacular y el traje del novio era elegante pero con toque divertido. La ceremonia fue de dulce y la comida en una bodega tremendamente bonita y amplia. Vamos, que lo pasamos fenomenal.

Pero como se supone que yo vengo por aquí a hablar de scrap, contaré también que durante los últimos meses he estado preparando unas cositas para la boda. Rosa quería una boda clásica y romántica, y pétalos de rosa a la salida de la Iglesia:

Sigue leyendo