Tradiciones

¿Cuánto tarda una costumbre en transformarse en tradición? ¿Cuál es la pizca de magia que obra el cambio? Y las tradiciones, ¿son una carga o son un “tierra firme” al que agarrarse?

Todo eso y más anda a sus anchas por mi cabeza, pero hoy voy a centrar mi atención en una costumbre que he convertido en tradición y que es maravillosa.

Se acerca el Día del Libro y ha tocado sacar cariño y sellos, papeles y ganas de arrancar sonrisas. Vamos, que he vuelto a hacer marcapáginas para los hospitales de Aragón. La iniciativa viene de la mano del grupo “Mañoscrapper@s” y me consta que trabajan muchísimo para que todo llegue y para que desde todos sitios nos sintamos parte. Aquí mi aportación de esta edición, a trocitos:

SIGUE LEYENDO…

Retales

Él me preguntó qué significa eso de “scrap” y sin darme tiempo a responder me dio su propia palabra: retales. Me encantó y claro, le dije que era justamente eso.

Él, ya lo habréis adivinado, es profesor de Lengua y Literatura y una de esas personas que leen, te leen y callan. La experiencia les ha regalado a esos seres el don de la prudencia pero que no les toquen su idioma, que no les hablen en raro, que a lo que son retales… se les llama retales.

El caso es que la vida, que da vueltas a veces un poco a lo loco, me ha presentado pronto la oportunidad de una revancha muy particular, y eché paso al frente y pizca de valentía para desearle a un profesor de Lengua Castellana y Literatura un “GET WELL” así, con todas las letras:

SIGUE LEYENDO…

Navidad tardía

Navidad, Navidad…ya no es. De hecho, hace tiempo que pasó. Pero yo tengo dos entradas navideñas en mente y más me vale materializarlas antes de que nos quitemos los abrigos, al menos.

La primera tiene forma de libro, y corresponde al mes de diciembre en el libro viajero del proyecto #lavueltaallibroen365dias, de Mama Mint. Ya he comentado en otras ocasiones que participo en este reto anual con un grupo de talentosas scraperas, #lasalteradasysuslibros. El tema de ese mes de diciembre era NAVIDAD, y aquí está mi aportación navideña en el libro de mi querida Gemma:

Sigue leyendo…