SÍNTESIS

Mañana prometo cerrar mi otoño. Aunque los árboles que veo desde la ventana me dicen que es más otoño que nunca.

Pero bueno, cederé a la avalancha navideña que ya está en todos sitios y empezaré por cerrar otoño mañana y así dejar el camino libre a un diciembre más invernal y navideño.

Antes de eso, como hoy es hoy, traigo una tarjeta que creo que resume muy claramente este año de pandemia:

Sigue leyendo

HALLOWEEN SIN MIEDO

Todos los años explico Halloween en mi trabajo, todos los años cuento los puentes que están tendidos entre las diferentes culturas y tradiciones y casi todos los años hago una tarjeta de Halloween y cuento lo que me apetece por aquí. Solo hay que hacer click en la etiqueta “Halloween” del blog para ver que cada año me da por algo distinto. Hasta para reivindicación feminista me dio de sí Halloween un año.

En esta ocasión traigo a una bruja medio buena, porque ya da bastante miedo este año él solito como para ir echando leña al fuego:

Sigue leyendo

SIN LUCAS 2020

Yo sé que ya se respira Halloween y Día de Todos los Santos, pero no quiero que octubre se me escape entre los dedos sin hablar de otro no-evento de este año. Cierto, este año parece el año del “no” como principio de todo.

Octubre se viste normalmente de fiesta en mi ciudad para su feria grande, la última del año en Andalucía. Pero este año ha sido la última no-feria de muchas otras que tampoco han sido. Como todo hay que decirlo, tenemos por estas tierras gente talentosa que ha cambiado el “San Lucas” que le da nombre por un “Sin Lucas 2020”.

Sin Lucas, sin “cacharritos” para los zagales y sin feria de día por el centro ni casetas en el ferial. Pero con un tag (ea, yo sé que no es lo mismo, pero es lo que hay):

Sigue leyendo

HERMANDAD, PUNTADA A PUNTADA

Mi abuela tuvo durante unos años una tienda. Vendía un poco de todo, como en casi todas las tiendas de entonces.

Cuando cogí por primera vez la aguja de bordar este verano, llegaron también a mí unas cajitas llenas de sedas de bordar, que así las llamaba ella. Ya se sabe que en todas las tiendas hay al final exceso de stock.

Bueno, el caso es que bordo a ratos y estoy muy contenta de haber acabado el proyecto “Sisterhood”:

Sigue leyendo